octubre 06, 2021 Edgar Fdez

A pesar de que tienen algunas características en común, el marketing inbound y outbound ocupan métodos diferentes para conseguir sus objetivos. Se podría decir que utilizan diferentes enfoques pero, al final, comparten una misma meta: captar la atención del público para convertir a los usuarios en clientes finales.

No debemos caer en el error de creer que son dos conceptos excluyentes. Hay que entender que ambos pueden formar parte de un mismo conjunto de acciones que, a la larga, pueden incrementar la eficacia el uno del otro.

Si aún estás en duda sobre cuál de estas dos metodologías utilizar, o si quieres hacer una mezcla de ambas, primero debes conocerlas a fondo:

Inbound Marketing: Atraer antes que abordar
Ya hemos hablado anteriormente del poder del inbound marketing y cómo se ha convertido en uno de los principales pilares del marketing digital en la actualidad. Esta metodología utiliza distintas técnicas de publicidad no intrusivas con la finalidad de que el usuario se encuentre con nuestra marca de manera orgánica, y llevarlo por un proceso en el cual no solo sea una venta, sino que se convierta en un embajador de la marca.

Outbound Marketing: Llevar el mensaje a tu audiencia
Cuando hablamos de Outbound Marketing normalmente nos referimos a todo lo que conocemos como marketing tradicional: anuncios de radio, televisión, banners, vallas, etc. El principal objetivo de esta metodología es llevar tu mensaje u oferta a la mayor cantidad de audiencia posible, aunque a veces esto puede llevarlo a ser un contacto más frío, ya que no se puede determinar si el usuario está interesado o no en nuestro contenido.

Ahora bien, ¿cuáles son sus principales diferencias?
Su centro de atención: como lo mencionamos, el outbound marketing está centrado completamente en la marca y el producto, para mostrar sus características y beneficios. Por otro lado, el inbound se centra en el cliente y sus intereses, ofreciendo contenido que sea relevante para el usuario.

La forma de acercarse: el outbound marketing busca a sus clientes potenciales a través de medios tradicionales y trata de llamar su atención a través de los mismos. Mientras tanto, el inbound atrae sin interrumpir, logrando que el usuario encuentre por sí mismo a la marca.

Los medios: el outbound marketing utiliza los medios tradicionales de la publicidad para establecer su punto de contacto. En cambio, el inbound marketing busca a los clientes a través de buscadores, blogs, redes sociales y otros canales digitales para acercarse a su público objetivo.

El alcance: cuando se trata de inbound marketing el alcance al principio puede ser muy reducido por la gran cantidad de ofertas y plataformas digitales que existen actualmente, y será nuestro trabajo incrementarlo con la calidad de nuestro contenido. Sin embargo, el outbound marketing tiene la ventaja de llegar a una gran audiencia, aunque lo haga indiscriminadamente.

El presupuesto: al utilizar medios tradicionales, el outbound marketing suele ser mucho más costoso ya que requiere de una mayor inversión para llegar a más gente. El inbound marketing, por el contrario, no necesita un presupuesto tan alto ya que su efectividad estará siempre ligada a la calidad y creatividad de los contenidos que realices.

El objetivo: el objetivo del outbound marketing es completamente comercial; busca vender y mostrar los beneficios del producto o servicio al usuario. El inbound marketing busca atraer al usuario y llevarlo a través de un Buyer’s Journey para que se convierta en un embajador de la marca.

Claridad de resultados: al llegar a un público tan amplio, los resultados del outbound marketing se pueden volver más difíciles de medir ya que no hay forma de saber cuántos clientes llegaron a través de los distintos medios que hayas utilizado. En cambio, los resultados del inbound marketing se vuelven más fáciles de interpretar ya que las plataformas digitales en la actualidad te facilitan esta tarea, brindándote números claros sobre el alcance y la efectividad de tus contenidos.

Hoy en día es más complicado llegar al consumidor por la gran cantidad de ofertas que existen, pero no es imposible, una campaña o estrategia de marketing bien planificada son la clave para alcanzar tus objetivos, pero es muy importante conocer a detalle las distintas metodologías que existen para saber cuál se adecúa más a las necesidades de tu marca.

Compartir